Las niñas y los niños de Burlada en el cambio de las señales

P1020266

Fotografías: Susana Aragón

Los niños y las niñas de Burlada se unieron a la campaña de cambio de señales con buen ánimo y y éste fue su discurso delante de una de las señales que prohíbe el juego en la calle momentos antes de su retirada y cambio por la señal “Jugamos y respetamos/Errespetuz jolasten gara”

Buenas tardes a todo el mundo:

Hoy venimos a colocar unas nuevas señales para Burlada.

Queremos que todos los niños y las niñas podamos jugar con tranquilidad y respetando a las personas mayores, teniendo cuidado por donde jugamos.

Queremos que no nos prohíban el juego en las calles porque tenemos el derecho de jugar y queremos jugar.

Queremos compartir las plazas y las calles.

Necesitamos lugares donde poder jugar con los balones, las pelotas, las bicis, los patines… y que juegue quien quiera.

Queremos divertirnos y sin molestar a los que pasan por ahí o están en un banco.

Hay muchos parques para niños pequeños pero ninguno para niños más grandes y en cuanto somos algo más mayores molestamos con nuestros juego.

Queremos menos casas, menos coches y más parques y lugares donde jugar.

Nosotros nos comprometemos a respetar y pedimos a los adultos que respeten nuestro juego.

P1020280

P1020257P1020258

P1020268P1020271

P1020275

Fotografías: Susana Aragón

Después, colaboraron en la retirada de la señal de prohibición y presenciaron la colocación de la nueva señal que previamente pasó por sus manos.

Tras los aplausos a la nueva señal llegó el momento de los bailes de los niños y niñas de la academia “Sol Sostenido” de Burlada y la merienda.

P1020289

Fotografías: Susana Aragón

La fiesta terminó con juegos en la plaza de las Eras, con balones, cuerdas, paracaídas… en los que se contó con la participación de Cruz Roja, Ludoteca Municipal, Servicios Sociales y las familias de Burlada que se acercaron por ahí.

UBN_1890

UBN_1820

UBN_1981

Fotografías: Unai Beroiz
Anuncios

Burlada en los medios de comunicación: Diario de Noticias

UBN_1781 Fotografías: Unai Beroiz

 

Los niños y niñas vuelven a tomar la calle en Burlada

LAS SEÑALES QUE PROHÍBEN BALONES, BICIS, PATINES O PATINETES DESAPARECEN DE LAS PLAZAS

UN REPORTAJE DE LAURA GARDE. FOTOGRAFÍA UNAI BEROIZ – Jueves, 22 de Febrero de 2018 – Actualizado a las 06:01h

  • Familias vecinas de Burlada, miembros del Ayuntamiento, Cruz Roja y los grupos de danza de la Escuela Sol Sostenido, junto la nueva señal : ‘Jugamos y respetamos’.
  • Un niño juega con un balón en la plaza del Ayuntamiento.
  • Técnicos del Ayuntamiento cambian la primera señal.

Con el lema La calle es de todos/Kalea Denona Da, los más pequeños de Burlada reivindicaron ayer su derecho a jugar con balones, patines, patinetes y bicis en plazas y parques. En el municipio hay entre 50 y 60 señales que lo prohíben, y con el objetivo de llegar a reemplazarlas todas, ayer se cambió la primera, en la plaza del Ayuntamiento. “El mensaje que mostrarán ahora es Jugamos y respetamos/Errespetuz Jolasten Gara. Vamos a empezar con las 27 ubicadas en lugares más emblemáticos de Burlada. Después, hablaremos con asociaciones de vecinos, entre otros colectivos, que pusieron también las suyas y les animaremos a hacer lo mismo”, explicó Joseba Ginés, concejal de Servicios Sociales.

El derecho al juego está recogido en el artículo 31 de la Convención de los Derechos del Niño, y por ello, se ha puesto en marcha la iniciativa del Ayuntamiento. Otro de sus intereses es recuperar la calle como espacio de aprendizajes colectivos y de socialización para la infancia, sin que sea excluida de las plazas por sus juegos: “Queremos contribuir así a dar vida al pueblo, recobrando la presencia de los niños y niñas en los espacios públicos, que, en parte, se ha perdido. Además, cuantos más niños y niñas haya en los espacios públicos, estos serán más seguros”, aseveró el edil.

Ginés quiso subrayar también que, tal y como dicen las nuevas señales, están comprometidos con los principios de convivencia y tolerancia entre adultos, niños y niñas y adolescentes, que permiten las relaciones vecinales e intergeneracionales.

Los txikis, respaldados por sus padres, dejaron claro que lo único que quieren es jugar y que para eso necesitan lugares donde poder hacerlo: “Este primer cambio es una buena señal”, expresaron en la introducción del acto.

Sonia Mejías tiene dos hijos, de 4 y 1 año de edad. Ve el cambio como “positivo” y cree que con respeto, pequeños y mayores pueden convivir. “Para los más pequeños si que hay espacio, pero para los adolescentes, si les prohíben el balón en las plazas, por ejemplo, no. Necesitan esas zonas. Antes, la infancia siempre estaba en la calle. Tiene que volver a a ser así”, expresaron, por su parte, Carmen Apolinario y Fredy Alania con un hijo de 15 años y una hija de 10 meses. De la misma manera, Raquel Ramallo y Mirian Begiristain, madres con niños de 5 y 2 años, y de 6 y meses, respectivamente, están de acuerdo con Sonia, Carmen y Fredy: “Es una buena iniciativa. No se puede prohibir a los niños jugar, son niños. Es verdad que hay en lugares que, pese a las señales, lo hacían. Pero que las retiren es algo simbólico”. Eva Etxeberria, con pequeños de 2 y 6 años, y Marta Pérez, de 6, 4 y 2, están al deseo de que se vuelva a jugar en todos los lugares públicos: “Es una iniciativa pionera que nos gusta. Los niños son vida y cuando son pequeños, necesitan esto”, concluyen.

OTRAS ACTIVIDADES: En una tarde organizada para ellos, pudieron disfrutar de los bailes de dos grupos de hip-hop de la Escuela de Música y Danza Sol Sostenido, de una merienda de bollo y chocolate y de otros juegos preparados por Cruz Roja.

http://www.noticiasdenavarra.com/2018/02/22/vecinos/cuenca-de-pamplona/los-ninos-y-ninas-vuelven-a-tomar-la-calle-en-burlada

http://www.noticiasdenavarra.com/2018/02/17/vecinos/cuenca-de-pamplona/burlada-cambia-el-prohibido-jugar-de-sus-senales-por-un-jugamos-y-respetamos